Roberto Arango

Dr. César A. Vázquez Muñiz, Pastoral Unida a Favor de la Familia

          Las fotos del Senador Roberto Arango publicadas por diversos medios de comunicación han generado una controversia que trasciende al Sr. Arango. Dichas fotos son vergonzosas y reprochables. La renuncia del Sr. Arango era la única respuesta aceptable. Cualquier funcionario publico que hubiese cometido este error de juicio, independientemente de sus preferencias sexuales, no puede tener la confianza de un pueblo. Las preferencias sexuales del Sr. Arango no están en juicio, las que sean.

          En el pasado coincidimos con dicho senador en la defensa del matrimonio hombre-mujer y la familia natural. Esta es la postura que favorece la mayoría de los puertorriqueños, incluyendo los no heterosexuales. Esta postura es correcta aunque alguno que la defienda tenga incongruencias morales o de conducta. Esta postura es evidente en si misma porque todos somos el fruto de la relación hombre mujer. El apoyo dado a todos los políticos que favorecían nuestras posturas incluyó al Sr. Arango. Es natural que así sea. ¿Quién apoya al que está en contra de sus posturas? Sin embargo decir que el senador recibió dinero para su campaña es difamación. Los que hacen dicha acusación saben que mienten. Si tienen evidencia lo único que tienen que hacer es llevarla a las autoridades pertinentes.

          Se ha utilizado esta situación para volver a lanzar el ataque de homofobia contra la iglesia y particularmente contra los que han sido vocales defendiendo la moral de nuestro pueblo. La realidad es que la mayoría desaprueba la conducta homosexual. De igual forma la mayoría rechaza el pretender igualar la relación de dos personas del mismo sexo a la relación matrimonial. Es obvio por la realidad física del cuerpo que la conducta heterosexual es la correcta. La sodomía, acto exaltado por algunos, puede producir incontinencia, cáncer de ano y una condición conocida como “Gay Bowel Syndrome” entre otros problemas. El ano es la porción final del sistema digestivo cuyo propósito es ser canal para la expulsión de los desechos de la digestión. Es uno de los lugares mas contaminados del cuerpo. ¿Queremos que estás conductas se le enseñen como correctas a nuestros hijos? Hay intentos dentro del sistema de educación publica para socializar nuestros niños hacia estas prácticas.

Ante esta situación debemos actuar decisivamente. El evento de Clamor a Dios puede ser un momento para demostrar unidad de propósitos, contundencia con nuestra presencia, y dependencia de Dios. Asiste.

Debemos exigir al gobernador y a la legislatura se nos permita votar en un referéndum para proteger el matrimonio en la constitución. Llama.  

Debemos exigir que la educación sexual en las escuelas se fundamente en nuestros valores como pueblo, el matrimonio hombre-mujer y la familia natural. Protesta.  

Las generaciones futuras dependen de nuestra acción. Ora y actúa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s